Síguenos en nuestras redes

Cine y TV

Deadpool 2 – Reseña

Deadpool regresa a la gran pantalla para hacer frente a su mayor desafío… las expectativas de sus fanáticos.

Publicado

en

El éxito crítico y comercial de Deadpool (2016) es prueba de que contenidos adultos no comprometen necesariamente la calidad de una película. Por supuesto, estos contenidos deben ir de la mano con una buena dirección y un ingenioso guión. Afortunadamente, la cinta dirigida por Tim Miller y protagonizada por Ryan Reynolds cuenta con ambas cosas. No obstante, hay otro factor detrás del buen recibimiento de la primera cinta del Mercenario Bocón.

No es un misterio que tanto Reynolds como Miller se comprometieron a entregar una interpretación del antihéroe fiel a su contraparte de las historietas. Sin embargo, por las razones mencionadas en el anterior párrafo, esto no impidió crear un protagonista memorable y una historia entretenida para el público no familiarizado con los cómics. En otras palabras, Deadpool hizo que el personaje del mismo nombre se volviera parte de la cultura popular.

Gracias a lo anterior, no extrañó que 20th Century FOX anunciara una secuela poco después del estreno de la cinta original. Sin embargo, hubo una preocupación siempre presente desde ese entonces: ¿la próxima película sería capaz de igualar o superar a su predecesora? Al fin y al cabo, existe la tendencia de que las segundas partes no son tan buenas como las primeras. La incertidumbre solo aumentó cuando se dio a conocer que Miller no dirigiría la siguiente entrega. En cambio, David Leitch —mejor conocido por John Wick (2014)— sería el director.

Por fortuna, aquella preocupación era infundada. Desde que comienza hasta que termina Deadpool 2, es evidente que Leitch entiende qué es lo hizo que la primera película funcionara. Más importante, aprovecha lo ya establecido en esta para desarrollar el universo del Mercenario Bocón.

¿Pero cómo logra esto Deadpool 2?

Deadpool 2

Para empezar, esta secuela mantiene intacta la irreverencia vista en la primera película. Para ello, Deadpool 2 vuelve a emplear el rompimiento de la cuarta pared como principal medio de esta irreverencia. Sin embargo, no es el único. Cabe recordar que la comedia no es la razón por la cual la cinta original recibió una clasificación R.

La violencia y el sexo son aspectos representativos de la primera película. Este sigue siendo el caso en la siguiente parte… más o menos. Esto se debe a que hay una redistribución de importancia. Mientras que el sexo pierde relevancia, siendo casi inexistente, la violencia se vuelve más explícita y recurrente. Esto no quiere decir que sea gratuita… o por lo menos no la mayoría de veces. Al fin y al cabo, generalmente actúa como consecuencia de las escenas de acción.

Deadpool 2

Si bien las coreografías de la primera película eran funcionales, no eran muy creativas. Por fortuna, hay garantía de una mejora cuando se tiene al que dirigió John Wick y sus espectaculares escenas de acción. Además de mejorar la filmación en general, Leitch hace un uso ingenioso tanto de las habilidades de los personajes como de la geografía para ofrecer peleas más memorables. A esto contribuye que, sin importar lo descabelladas que pueden llegar a ser, estas escenas normalmente van de la mano con la comedia o conllevan a un chiste.

Como se mencionó, Deadpool 2 mantiene el recurso humorístico emblemático del antihéroe: el rompimiento de la cuarta pared. Al igual que la violencia, este es llevado al siguiente nivel. Desde que comienza la cinta, el Mercenario Bocón se burla tanto de la competencia como de sí misma. De hecho, logra que falencias —tales como la dependencia en los efectos por computadora y conveniencias de la historia— funcionen a favor de la película. Incluso aprovecha para referirse a obras ajenas al mundo de los superhéroes. Sin embargo, esto en sí no es nada nuevo.

Deadpool 2

¿Entonces cuál es la razón por la cual la comedia resulta más potente en esta secuela? Porque de vez en cuando utiliza esas referencias para jugar con las expectativas del público. Esto resulta especialmente efectivo sobre los conocedores de los cómics.

Deadpool 2 es 50% chistes y 40% violencia, pero Leitch aprovecha ese 10% restante para resaltar la humanidad del protagonista a través de su relación con Vanessa Carlysle (Morena Baccarin). Son las interacciones con su amante las que hacen que Wade deje de ser una mera caricatura. Incluso logran meter algo de sentimentalismo a la cinta. Por supuesto, Vanessa no es la única con la que interactúa el Mercenario Bocón a lo largo de la historia.

Deadpool 2

Secundarios como Weasel (T. J. Miller), Blind Al (Leslie Uggams) y Dopinder (Karan Soni) regresan, manteniendo la misma relación que tenían con Wade en la película original. No obstante, cabe recordar que Deadpool 2 supone el debut de múltiples personajes de Marvel Comics en la gran pantalla. Además de la primera aparición cinematográfica de X-Force, esta secuela destaca por la implementación de Cable (Josh Brolin) y Domino (Zazie Beetz).

Cable supone un directo contraste a Deadpool. A diferencia del protagonista, no podría tomarse más en serio la situación y tiene poca paciencia ante la actitud burlona de Wade. Pero es precisamente esa fricción entre los dos personajes lo que hace tan entretenido el verlos juntos. Por supuesto, esto se debe en buena medida a la buena interpretación de Brolin.

Deadpool 2

Domino establece su propio tipo de comedia. A diferencia de la del Mercenario Bocón, esta no está basada en el rompimiento de la cuarta pared. Ya que su superpoder es la buena suerte, su comedia gira alrededor de lo puramente físico. Si bien la actuación de Beetz no termina siendo tan memorable, las escenas que protagoniza sí lo son.

Todos los elementos mencionados contribuyen a que la película tenga un excelente ritmo. Ya sea por medio de una escena de acción, un chiste o el desarrollo de un personaje, Deadpool 2 se asegura que el público siempre esté con los ojos en la pantalla. A menos de que los haga reír tanto que las lágrimas nublen su visión.

Es una posibilidad. ¿No creen?

Deadpool 2
4/5 Nota
Publicidad
Comenta aquí

Deja tu comentario

Además no te pierdas