Connect with us

Cine y TV

[Opinión] Star Wars: el guion rechazado que sí le hace justicia al final de la saga

El guion filtrado de Colin Trevorrow respeta el espíritu de Star Wars y los temas de Los Últimos Jedi, pero nunca llegará al cine.

Publicado

en

El Ascenso de Skywalker fue profundamente decepcionante para muchos fanáticos. Ya lo aceptamos, pero ahora nos estamos preguntando si el cierre de esta ‘trilogía de trilogías’ pudo ser mejor.

Todo parece indicar que, de hecho, sí pudo haber sido mejor. Un guion rechazado del Episodio IX, escrito por Colin Trevorrow y Derek Connolly, se filtró, y ahora nos podemos hacer una idea del que pudo haber sido un final muy diferente para la historia de Rey y Kylo Ren.

Pero antes, un poco de historia. En agosto de 2015 se anunció que Colin Trevorrow sería el director del último episodio de la nueva trilogía de Star Wars. Algunos fanáticos, entre los que me cuento, no estábamos felices con esa decisión. Considerábamos que sus películas, como Jurassic World y El Libro secreto de Henry, demostraban un terrible manejo de los personajes femeninos y las temáticas claves de una historia. En 2017 se anunció que él ya no trabajaría en la película. Ninguna de las múltiples versiones de su guion le gustó a LucasFilm.

Colin Trevorrow

Creo que es hora de ofrecerle disculpas al señor Trevorrow. Su guion, al menos en texto, luce mucho mejor que el escrito por Chris Terrio y J.J. Abrams y que sí llegó a la pantalla grande.

Lo que ocurre en esta versión rechazada lo conocimos gracias al escritor y YouTuber Robert Meyer Burnett, que en un largo video detalló el desarrollo de dicho guion. Su legitimidad fue verificada independientemente por varias publicaciones.

En la versión de Trevorrow —que se hubiera llamado Duel of the Fates— la reducida Resistencia se limita a realizar ataques estilo guerrilla contra la Primera Orden. Esto los pone en contacto con la ‘gente común’ de la galaxia, que ha sido sometida y torturada bajo el nuevo régimen. En una de estas incursiones, Finn, Poe, Rey, Rose y BB-8 logran robar un Destructor Imperial lleno de armamento que puede servir para atacar el centro de poder de sus enemigos, pero no tienen los miembros suficientes para operarlos.

Rey ha creado una nueva arma de doble filo —al estilo del sable de Darth Maul— usando su vieja vara y el cristal roto del sable de Anakin. Las personas de la Galaxia la reconocen como una Jedi y creen que es una salvadora, lo que desencadena en ella un fuerte ‘síndrome del impostor’. No solo no cree ser capaz de salvar a la gente, sino que no está convencida de que deba ser una Jedi. A lo largo de guion, Rey sigue obsesionada con la idea de ‘no ser nadie’, pero aprende a forjarse un nuevo destino que no necesariamente sigue las enseñanzas de los Jedi. Leia le dice que ella no es su hermano ni su padre: “eres algo nuevo y debes seguir tu propio camino”.

Su rechazo a las ideas de los Jedi es claro cuando, igual que en Ascenso, usa los rayos de la Fuerza, aunque en esta ocasión es para acabar con los Caballeros de Ren, lo cuales tampoco tienen mucha importancia en esta versión. Ella siempre ha demostrado rabia al luchar, algo que las enseñanzas Jedi rechazan. Esto parece ser una continuación de los temas de Los Últimos Jedi, en la que Luke dice que la Fuerza no le pertenece a los Jedi ni a los Sith y vemos cierta afinidad de Rey con el Lado Oscuro, sin necesidad de justificarlo diciendo quiénes son sus ancestros ni de hacerla necesariamente ‘malvada’.

Kylo Ren es supremamente interesante en este guion. Convertirse en el Líder Supremo no lo dejó satisfecho. Sigue buscando poder y se obsesiona con acabar con Rey. ¿Recuerdan que Luke le dijo a Kylo “nos veremos por ahí” en Los Últimos Jedi? Eso es porque su fantasma de la Fuerza se queda con él, atormentándolo y tratando de alejarlo del Lado Oscuro.

Palpatine también aparece, pero solo como un holograma. Este le revela a Kylo la existencia de  Tor Valum, uno de los grandes maestros del Lado Oscuro. El holograma hiere de gravedad a Kylo, desfigurándolo. Esto hace que más adelante aparezca con nuevos implantes de Beskar en su rostro, representando la forma en que continúa perdiendo su humanidad. 

¿Qué hay de los demás personajes? Rose y Finn viajan a Coruscant, que se ha convertido en el centro del poder de la Primera Orden. Su objetivo es activar un ‘faro de la Fuerza’ con el que pueden enviar un mensaje a toda la galaxia pidiendo de nuevo ayuda. También encuentran apoyo entre los habitantes de la ciudad, que están listos para una revolución contra los abusos de la tiranía fascista de Hux y sus aliados. Este tema revolucionario es bienvenido, pues en El Ascenso de Skywalker solo se dedicó un momento muy breve para mostrar lo que sufren los habitantes de la Galaxia. Finn también debe enfrentar su pasado al verlo reflejado en los Stormtroopers, algunos de los cuales tienen dudas sobre la Primera Orden.

Rose ocupa un lugar central en esta historia. Algo que me molestó mucho de El Ascenso de Skywalker es la forma en que la hacen a un lado. En Duel of The Fates, ella es un personaje central. Aunque es capturada y torturada, logra escapar y sabotea los sistemas de la Primera Orden, asegurando el triunfo de la Resistencia.

Volviendo a Kylo, hay una escena en que destruye el casco de Vader y se le da la importancia que no tuvo en Ascenso. Representa su rechazo a Anakin por haberse redimido y renuncia a cualquier posibilidad de volver a ser Ben. Luego parte para entrenar con Tor Valum, el cual es una desagradable criatura que describen como ‘Lovecraftiana’.

El enfrentamiento final entre Rey y Kylo ocurre en Mortis, el mundo etéreo de la Fuerza que vimos en Clone Wars. Rey acepta tanto la luz como la oscuridad en su interior y comienza una batalla en la que cada uno trata de robar la energía vital del otro. Tras escuchar la voz de su madre, Kylo se rinde y muere, pero no sin antes confesarle a Rey que él mató a sus padres por orden de Snoke. Todo esto seguramente hubiera desagradado a la comunidad Reylo.

¡Pero eso no es todo! Jason Ward —del sitio web Making Star Wars— clama haber leído una versión posterior del guion. Ésta tiene varios cambios respecto al guion del que recién hablamos. El más llamativo es la introducción de una villana llamada Sollony Ren. Ella es miembro de los Caballeros de Ren y reta la posición de Kylo como Líder Supremo. En el combate final, Kylo y Rey se unen para derrotarla, aunque él muere de todos modos.

Esta versión también revela que el verdadero apellido de Rey es Solana.

Arte conceptual de El Ascenso de Skywalker

Cualquiera de estas dos versiones cuenta una historia mucho más interesante y fiel al espíritu de Star Wars que El Ascenso de Skywalker. Aunque nos hacen falta detalles y desconocemos el rol de algunos personajes, parece que respetan y profundizan el arco de Rey, se enfocan más en los horrores del fascismo de la Primera Orden y muestran el camino autodestructivo de quienes siguen el camino del odio. Es posible que eso se hubiera perdido en la conversión a la pantalla, pero nunca vamos a poder saberlo.

Advertisement
Comentarios

2 Comments

  1. hedalo21

    febrero 4, 2020 en 8:57 am

    Loriquero, totalmente de acuerdo contigo, Star Wars se volvió una agenda progre en lugar de marcar un hito en el cine, por eso a esta trilogía le digo «Star Wars the rise of Progre», y el hecho de que si bien vendieron bien en taquilla, hubo un descenso exponencial en ventas entre película y película, y ni hablemos de los que comparan los juguetes de esta saga, por que se que no se están vendiendo, simplemente Star Wars ya no interesa, y claro hagamosla fácil, echarle la culpa a alguien mas ya que como todo progre sabe, Todo es culpa del patriarcado opresor.

  2. loriquero

    enero 18, 2020 en 7:48 am

    Ay por favor; un guión es bueno en la medida en que el director pueda hacer lo que se le de la gana con el. No que tenga que estar pendiente que tenga que «chulear» todas las categorías de representatividad y cuotas de las mujeres, los negros, los gordos, los chinos los LGBTIJKXYZ#@ etc. Dejemos de ver películas como agendas políticas y disfrutémoslas como lo que son y ya. Qué fastidio con los zurdos y sus ganas de imponerle su agenda a todas las películas y series.

Deja tu comentario

Además no te pierdas

A %d blogueros les gusta esto: