Connect with us

Juegos

Crash Team Racing Nitro-Fueled: ¿cómo se sostiene la reinvención del clásico?

Después de varios meses de espera, los fanáticos del marsupial pronto podrán hacerse con la remasterización de Crash Team Racing.

Publicado

en

Si bien es principalmente conocida por la trilogía original desarrollada por Naughty Dog, la franquicia Crash Bandicoot ha incursionado en otros géneros. Desde party games hasta beat ‘em ups, el marsupial naranja ha probado ser un protagonista bastante versátil. No obstante, el spin-off más recordado del personaje es sin lugar a duda Crash Team Racing (1999). Inspirado fuertemente por Mario Kart y Diddy Kong Racing (1997), este fue el último juego de la franquicia desarrollado por Naughty Dog. A pesar de ser la primera vez que el estudio hacía un juego de carreras, fue recibido positivamente y fue un éxito comercial.

Curiosamente, ninguna otra desarrolladora tuvo éxito en plasmar el encanto de Crash Team Racing en posteriores entregas de carreras protagonizadas por el marsupial naranja. Incluso si estos juegos —Crash Nitro Kart (2003) y Crash Tag-Team Racing (2005)— no fueron mal recibidos, generalmente eran comparados negativamente con su predecesor.

Lo anterior ha conllevado a que los fanáticos anhelaran desde hace un buen tiempo una revisión o remasterización del título original de carreras. Afortunadamente, con la llegada y éxito tanto comercial como crítico de Crash Bandicoot N. Sane Trilogy (2017), el regreso de Crash Team Racing era algo seguro. Por supuesto, eso no evitó que el anuncio de Crash Team Racing Nitro-Fueled en The Game Awards 2018 fuera menos emocionante.

A lo largo de los últimos seis meses, Activision ha compartido tráileres y demás material promocional alrededor de las novedades que tendrá la remasterización del clásico. No obstante, más allá del contenido, la interrogante de muchos fanáticos es si se sentirá igual que el juego original. Por fortuna, GamerFocus tuvo la oportunidad de probar Crash Team Racing Nitro-Fueled. Cabe señalar que la demo que jugamos es la misma que estuvo en E3 2019.

¿Qué tan similar es Crash Team Racing Nitro-Fueled con respecto al juego original? Para fortuna de los puristas, logra capturar lo que hizo al título de 1999 tan querido. Sin embargo, esto no quiere decir que no se hayan hecho algunos cambios alrededor de la conducción.

La demo de E3 2019 ofreció acceso a una pequeña porción de los contenidos que estarán en el producto final: 10 personajes y 3 pistas. Todos estos contenidos solo podían emplearse en una modalidad: carrera simple. Además de poder familiarizarnos con las mecánicas de juego, la demo también nos permitió experimentar una de las principales novedades de Crash Team Racing Nitro-Fueled: la personalización de personajes y vehículos.

Crash Team Racing Nitro-Fueled

Si bien las opciones de personalización eran limitadas —una apariencia alternativa por personaje, tres carcasas, tres llantas, dos diseños y cuatro etiquetas—, la posibilidad de cambiar la apariencia de los corredores es un bono muy apreciado. Por supuesto, habrá muchas más opciones en el producto final. Cabe recordar que el cambiar los diferentes elementos del vehículo no modificará sus estadísticas. Al fin y al cabo, estas son dictadas por el conductor elegido y eso nos lleva al punto más importante de estas primeras impresiones.

¿Qué hay de las mecánicas de conducción? Tanto las mecánicas generales, tales como la aceleración y el uso de poderes, como las más especializadas, entre las que destaca el sistema de derrape y aceleración, se mantienen exactamente iguales. Todos aquellos jugadores que sepan cómo jugar Crash Team Racing no tendrán problema alguno en mostrar sus habilidades de conducción en la remasterización. Sin embargo, tal como se mencionó, hay algunas diferencias con respecto a cómo se controla el vehículo en el juego original.

Crash Team Racing Nitro-Fueled

A diferencia del juego original, la conducción no se siente tan ligera. Esto va más allá de que el vehículo se sienta más pesado, ya que este ejerce una mayor resistencia. Ahora, esto no quiere decir que la conducción se torpe o lenta. De saber cómo aprovechar el mencionado sistema de derrape y aceleración, los circuitos pueden completarse en menos de un minuto.

Además de su detallada presentación gráfica, la fidelidad de Crash Team Racing Nitro-Fueled al juego original en materia de jugabilidad la convierte en un cuidado homenaje y actualización del clásico de PlayStation. Con la excepción de algunos errores de cámara durante la pantalla de resultados, que ocasionalmente atraviesa la geometría de los niveles, esta remasterización apunta a ser el título de conducción definitivo del marsupial naranja.

Advertisement
Comenta aquí

Deja tu comentario

Además no te pierdas