Connect with us

Juegos

Fe – Reseña

Electronic Arts da inicio firme en su apoyo hacia los desarrolladores independientes financiando esta interesante propuesta.

Publicado

en

Electronic Arts es sin duda alguna una de las compañías más poderosas de la industria de los videojuegos. Esto no implica que esté exenta de cometer errores. Al contrario, parece que esto es un hábito para los titanes de la industria. Tan solo basta ver a Konami y Activision. Por supuesto, esto tampoco significa que no tomen buenas decisiones. Y en el caso de Electronic Arts, EA Originals es una de sus iniciativas más interesantes de los últimos años.

Anunciado dentro del marco de E3 2016, EA Originals es un programa por medio del cual la compañía quiere otorgar un espacio a desarrolladores independientes con propuestas únicas y asegurarse de que las ganancias de sus productos vayan directamente a ellos. Si bien el éxito de Unravel (2016) fue el que impulsó su creación, Fe será el título debutante del programa.

Desarrollado por Zoink!, estudio conocido por Zombie Vikings y Stick It to the Man!, Fe es fundamentalmente un título de plataformas con rompecabezas. Y en lo que respecta a diseño de juego y sus mecánicas, hace un buen trabajo. Sin embargo, su presentación es su verdadera fortaleza. No solo porque luce y suena espectacular, sino porque actúa como parte fundamental de la narrativa.

Aunque su estilo visual es reminiscente al de Ori and the Blind Forest, resulta más psicodélico por la utilización de colores más brillantes y el contraste entre los mismos. Irónicamente, esto hace que el bosque en el que se desarrolla el juego parezca estar hecho de neón. Esta decisión de diseño permite que cada elemento del bosque resalte —incluyendo a los NPC, lo que ayuda a que el escenario se sienta lleno de vida— y entrega uno de los títulos visualmente más llamativos de 2018. No obstante, hay algunas ocasiones en las que Fe se satura visualmente y puede dificultar la exploración. Por fortuna, la existencia de un mapa evita que esto sea un problema.

Fe

Lo anterior no es la razón por la cual el apartado gráfico sea la mayor fortaleza de Fe. ¿Entonces en dónde reside? Pues en el hecho de que Zoink! es consciente de la naturaleza visual del videojuego como medio. Como resultado, su último título no cuenta con diálogos ni textos expositivos. Su relato depende principalmente de la utilización de los colores para establecer el tono de la historia y los gestos físicos de los personajes para llevar a cabo las interacciones entre estos. Esto es complementado por una relajante banda sonora compuesta por violines.

Esta ausencia de diálogos y textos también juega un papel importante dentro de la jugabilidad. No solo porque Fe utiliza el mencionado contraste de colores para guiar al jugador a lo largo de los escenarios, sino que es integral a la mecánica central del juego: el canto, que funciona alrededor de la sensibilidad del gatillo derecho. Esta permite que el protagonista interactúe con los habitantes del bosque, que se dividen por razas, para que lo ayuden.

Cada una de estas poseen una habilidad, la cual activa uno de muchos ítems que ayudan a desplazarse por los escenarios. ¿Cómo identificar cuál criatura activa cuál ítem? Sencillo: por medio del color. Como si la fácil identificación de los elementos del escenario no fuera suficiente para evitar que la exploración se sienta obstaculizada, el protagonista podrá pedir guía a las aves a partir de cierto punto.

Sin embargo, no siempre se puede depender de los habitantes del bosque para abrirse paso a través de éste. Es por ello que el protagonista podrá aprender el lenguaje de otras razas. El mundo de Fe está dividido en varias áreas, cada una dominada por una raza. Tras solucionar su respectivo problema dentro de la trama, el protagonista aprenderá su idioma. Esto no solo le permitirá comunicarse con los adultos de cada raza, los cuales poseen sus propias habilidades, sino que dejará que active los mencionados ítems —trampolines y ventiladores, entre otros— por sí mismo.

Fe

Aprender los lenguajes de las otras razas es importante para avanzar naturalmente en Fe, pero también ayudará a conseguir los múltiples coleccionables del juego. Hay tres tipos: Cristales, Cascos Silenciosos y Murales. Mientras que los primeros sirven exclusivamente para desbloquear nuevas habilidades físicas —tales como escalar árboles y planear, entre otras—, los otros dos ofrecen pistas sobre la trama. Y he aquí otra fortaleza de Fe: el cripticismo de su trama.

El mensaje ecológico de Fe es bastante obvio y no solo porque Zoink! dio a conocer que ese era el objetivo. Sin embargo, nunca resulta pretencioso. Esto se debe a que permite que el jugador llegue a sus propias conclusiones a través de las pocas pistas que recibe en la forma de los Cascos Silenciosos y Murales. ¿Será un relato sobre cómo los seres humanos hemos olvidado que formamos parte de la naturaleza y por eso la destruimos? Quizás, pero esa es tan solo una de muchas interpretaciones.

Si bien Fe hace muchas cosas bien, tiene algunos problemas en materia de diseño. Por un lado, hay algunas mecánicas que no son explicadas hasta la segunda mitad del juego. Este es el caso de que algunas criaturas del bosque pueden cargarse para utilizarse como “llaves”. Por otro lado, hay bugs por solucionar. El más problemático, en nuestro caso, fue uno que impide salir del tutorial de la cuarta mejora física del protagonista, la cual le permite caer en picada para luego tomar altura al planear. Esto probará ser muy molesto para todos aquellos que deseen completar el juego al 100%.

Por suerte, estos errores pueden ser solucionados a través de parches y tampoco logran empañar lo logrado por Zoink! y Electronic Arts. Fe se suma a la pequeña lista de juegos que promueven a este medio como una verdadera forma de arte.

Fe
8.2/10 Nota
Lo que nos gustó
-Presentación visual única y su importancia dentro de la trama.
-Mecánicas simples, pero variadas y funcionales.
-Corto, pero muy satisfactorio.
-Una historia libre a interpretaciones.
Lo que no nos gustó
-Algunos bugs y glitches que deben solucionarse.
-Algunas mecánicas que no son bien explicadas al principio.
En resumen
La apuesta hecha por Electronic Arts con los desarrolladores independientes ha rendido frutos. Fe no solo es un espectáculo visual, también es un buen título de plataformas con una excelente historia. Todo esto sirve como testamento del talento de Zoink!, que comprenden claramente la naturaleza del videojuego como medio visual. Aunque bajo ningún concepto un título perfecto, sí nos deja con más ganas de ver lo que puede hacer este estudio.

Reseña hecha con una copia digital de Fe para PlayStation 4 brindada por Electronic Arts.

Advertisement
Comenta aquí

Deja tu comentario

Además no te pierdas