Síguenos en nuestras redes

Videojuegos

Little Nightmares 2 – Primeras impresiones

Aunque todavía falta para el lanzamiento de Little Nightmares 2, GamerFocus tuvo la oportunidad de probarlo y escribir unas impresiones.

Publicado

en

Lanzado en 2017, Little Nightmares fue una de las sorpresas más gratas de ese año. Este pequeño juego de horror, desarrollado por Tarsier Studios, fue cálidamente recibido por la crítica especializada y el público general. Su tensa atmósfera y perturbadores diseños, tanto de niveles como de personajes, no tenían que envidiar a los de los pesos pesados del género ‘survival horror’. Para saber más sobre el título, recomendamos leer nuestra reseña.

Incluso con sus falencias, Little Nightmares dejó un buen sabor de boca a los amantes del terror surreal. No menos importante, su final abierto invitó a los jugadores a preguntarse qué otras escalofriantes historias podían ambientarse en el macabro mundo creado por Tarsier Studios. No fue hasta Gamescom 2019 que el estudio independiente sueco respondió esa interrogante revelando oficialmente Little Nightmares 2, la secuela de su exitoso juego.

Si bien Little Nightmares 2 no saldrá hasta el 11 de febrero de 2021, GamerFocus tuvo la oportunidad de probar una demo del juego. A continuación hablaremos sobre nuestra experiencia con el título y las novedades con respecto a la primera entrega.

La demo de Little Nightmares 2 comienza en lo que al principio parece ser un hospital, pero poco a poco revela ser algo más macabro. Aunque Six —protagonista del primer juego— está presente, tomamos control de un nuevo personaje: Mono. Por el momento desconocemos las circunstancias que llevaron a ambos protagonistas a esta locación, pero suponemos que es una parada necesaria en medio de su cruzada hacia la Torre Oscura y el Hombre Delgado.

El objetivo en la demo de Little Nightmares 2 es simple: encontrar un par de fusibles para activar un ascensor que llevará a Mono y Six a lo más profundo del hospital para continuar su aventura. Por supuesto, nada es sencillo. En los zapatos de Mono, tuvimos que participar en terroríficas secuencias que poco a poco revelaron los oscuros secretos del hospital.

Little Nightmares 2 primeras impresiones

A diferencia de lo que podrían dar a entender los adelantos, Little Nightmares 2 no será un juego cooperativo ni contará con un sistema a partir del cual se podrá intercambiar entre Six y Mono. Por el momento, parece que este último será el único personaje que podrá controlarse. Esto es reforzado por el hecho de que Mono —que normalmente viste una bolsa de papel en su cabeza— podrá desbloquear varios sombreros/máscaras a lo largo de la aventura.

Lo anterior no quiere decir que Six no ayude durante la cruzada. De hecho, sin ella hubiera sido imposible conseguir los susodichos fusibles. Esto se debe a que Six podrá impulsar a Mono y ayudarlo a llegar lugares que serían imposibles de alcanzar si estuviera solo. También ayudará a mantener ciertos enemigos a raya y deshacerse de algunos obstáculos.

Sin embargo, como ya se dijo, Mono es el protagonista de esta aventura. Fue en sus zapatos que fuimos testigos de los horrores del hospital, los cuales relataremos a continuación.

Después de que Six ofreció su ayuda para impulsarnos hasta un orificio en una puerta, deambulamos en lo que parece ser un taller de maniquíes. Aunque escalofriante —claro, de lo contrario no sería Little Nightmares—, todo parece tranquilo. Bueno, eso es hasta que la mano de un cadáver atado a una mesa de operaciones se desprende y comienza a perseguirnos.

Esta persecución protagoniza la primera mitad de la demo y gira principalmente alrededor de las mecánicas introducidas en el primer juego. Al igual que Six, Mono podrá interactuar con objetos agarrándolos y escalar ciertas superficies. Eventualmente, logramos hacernos con un martillo con el que pudimos hacer frente a nuestro perseguidor y asegurar el primer fusible.

Little Nightmares 2 primeras impresiones

No obstante, antes de utilizarlo para activar el ascensor, el fusible debe emplearse para abrir una puerta que concede acceso a una sección reminiscente a una prisión. Al fin y al cabo, se necesita un par de fusibles. Después de que Six vuelve a ayudarnos a subir hasta una abertura en una puerta, terminamos en los oscuros pasillos del hospital. Esta porción introduce a uno de los enemigos más terroríficos que hemos encontrado en un juego de horror.

En medio de la búsqueda del segundo fusible, unos maniquíes deformes comienzan a perseguirnos. Como si su inquietante apariencia no fuera suficiente, son más rápidos que Mono. Por fortuna, este cuenta con una nueva herramienta: una linterna. La dirección de esta puede controlarse con el análogo derecho y resulta vital para sobrevivir. Similares a los ángeles llorosos de Doctor Who, estos maniquíes no pueden moverse al ser impactados por la luz.

Tras lidiar con hordas de maniquíes, conseguir el fusible y bajar por el ascensor, el clímax de la demo consiste en un enfrentamiento contra dos manos desprendidas. Por supuesto, este no es el fin de la cruzada de Mono y Six. La demo concluye con la revelación de un escalofriante enemigo. Sin embargo, no lidiaremos con él hasta que Little Nightmares 2 esté a la venta.

Solo disfrutamos de una porción de Little Nightmares 2, pero la demo dejo un buen sabor de boca. Aunque parece que no innovará mucho en materia de mecánicas, su ambientación y diseños están a la altura de lo establecido por el primer juego. Si el resto del título es tan tenebroso como lo que jugamos, los amantes del horror no quedarán decepcionados.

Impresiones hechas con una demo de Little Nightmares 2 para Steam brindada por Bandai Namco Entertainment Latinoamérica.

Publicidad
Comenta aquí

Deja tu comentario

Además no te pierdas