Connect with us

Publicado

en

Cuando Super Mario Maker vio la luz en septiembre del 2015 para Wii U, cautivó al amplio público seguidor de los juegos de Mario al darles la posibilidad de crear sus propios niveles, tan enrevesados como quisieran, poniendo a prueba los reflejos y habilidades de los jugadores a nivel global al poder compartirlos por medio de la nube.

Para diciembre de 2016 las consolas 3DS/2DS recibirían una versión portátil que, aunque replicaba el encanto de crear con todas las herramientas disponibles del juego base, solo permitía compartir los alocados niveles por medio local. Una falta que sin duda alguna era el punto vendedor de la edición mayor.

Pero aquí estamos tres años después, con Nintendo Switch recibiendo de forma continua muchos de los juegos cuya fama les fue esquiva cuando fueron lanzados en Wii U, gozando de mejor estado en sus relanzamientos. Super Mario Maker 2 es propiamente una secuela pese a que no se note mayor diferencia con su predecesor, con excepción de varios elementos nuevos de escenarios, enemigos y trajes, como el de gato, visto por primera vez en Super Mario 3D World.

Es justamente de Super Mario 3D World de quien más se inspira la secuela para crear mejorados niveles pero en 2D, sintiéndose más como una expansión a la versión de Wii U fusionada con la portabilidad de 3DS y que aprovecha las capacidades de Switch, como sus Joy-Con y pantalla táctil.

Como curiosidad, estos son los juegos desarrollados por Nintendo que permanecen como exclusivos de Wii U hasta la fecha: Pikmin 3, Game & Wario, Super Mario 3D World, Paper Mario: Color Splash y Star Fox Zero.

Super Mario Maker (3DS) – La reseña

Fuente: Nintendo

Advertisement
Comenta aquí

Deja tu comentario

Además no te pierdas