Conecta con nosotros

Videojuegos

The Legend of Zelda: Tri Force Heroes – La reseña

El nuevo título de The Legend of Zelda muestra una nueva e interesante propuesta, pero ¿será suficiente para llegar al nivel de otras grandes leyendas en la popular franquicia de Nintendo?

Publicado

el

Existe un concepto común sobre los juegos de The Legend of Zelda que se refiere a cómo la franquicia nunca innova en cada nueva entrega manteniendo la misma fórmula pero con diferente ambientación. Aunque hay algo de cierto en ello, la verdad no es una afirmación completamente acertada.

The Adventure of Link fue y sigue siendo el título con más RPG de la saga; The Wind Waker logró ofrecer un mundo (o mar) más abierto que los demás juegos; The Minish Cap mantenía el estilo clásico y a su vez se sentía diferente en funciones y objetos; Spirit Tracks mandó a Hyrule a un lado y presentó un reino conectado por ferrocarriles; y Skyward Sword se enfocó en los aires y unas regiones más extensas de lo habitual.

Pero también estaba el spin-off Four Swords que naciera en Game Boy Advance con la versión de A Link to the Past para la portátil, el cual necesitaba otros tres jugadores con su propia consola y juego para funcionar, cosa que resultaba bastante complicada para muchos ansiosos de probar la aventura cooperativa.

Una mejorada versión titulada Four Swords Adventures aterrizaría después en el GameCube, permitiendo esta vez jugar con los controles de la consola así como con otros GBA, pero lo más importante, también estaba la opción que un solo jugador controlara todos los Link en pantalla. Este modo seria aplicado al relanzamiento en DSi/3DS de Four Swords Anniversary Edition, un regalo de Nintendo que era el mismo título multijugador de Game Boy Advance pero que ahora permitía un modo para un solo jugador, así como la adición de niveles inspirados en el primer The Legend of Zelda, Link’s Awakening y A Link To the Past.

Esta retrospectiva era necesaria para introducir el juego del que vamos a hablar, The Legend of Zelda: Tri Force Heroes, un título para 3DS que aprovecha el mismo motor de A Link Between Worldsincluso ubicándose oficialmente en la línea de tiempo justo después de aquel-, pero que hace parte de la misma serie de Four Swords, es decir multijugador cooperativo.

Sin embargo, donde Four Swords logró aportar a la franquicia un villano interesante y poderoso en Vaati, así como el origen de la espada cuádruple explicado en The Minish Cap, Tri Force Heroes se esfuerza por apartarse todo lo que puede de la leyenda de Hyrule y su princesa Zelda, presentando un Link que se ve forzado a participar en una historia realmente innecesaria para la saga.

Triforce_Rev_4

Tras los eventos ocurridos en A Link Between Worlds, Link llega a un reino conocido como Hytopia, rodeado por las desoladas ‘Drablands’ y hogar de una malvada bruja. Dicha típica y aburrida bruja se encuentra celosa de la belleza y el gusto por la moda de la princesa Styla, así que decide aplicarle un hechizo con el cual la confina a un apretado traje que no se puede quitar y oculta todo el brillo de su hermosura. La única forma de que el deprimido (y jocoso al oído) rey obtenga de vuelta la felicidad de su hija, es enviando a tres héroes legendarios que vencerán a la bruja y salvarán a Hytopia de no estar a la moda. Bien superficial la muchacha.

No es una historia a la que podamos llamar sobresaliente o por lo menos interesante, pero sabiendo que hace parte de la línea de tiempo donde el Link de Ocarina of Time es derrotado, entendemos por qué está ubicado justo antes del primer The Legend of Zelda. La teoría conspirativa personal es que ese ambiente desolado de Hytopia alcanzó a Hyrule con el tiempo y quedó hecho ruinas como nos mostró el NES. Todo es culpa de la moda.

Aunque el juego en general se desarrolla a través de niveles de calabozo, ocho regiones, cada una con cuatro escenarios divididos en cuatro partes, lo que se podría explicar como el lobby tiene lugar en el poblado principal de Hytopia donde se encuentra el castillo, muy similar a Hyrule. En este pueblo encontramos una tienda de trajes que visitaremos con frecuencia, un minijuego diario de escoger el baúl premiado, una galería de fotos para Miiverse y algunos NPCs poco interesantes.

Link posee la habilidad de correr y su fiel espada, pero los demás objetos clásicos deberán ser adquiridos en los diferentes calabozos. Sin embargo, es importante aclarar que dichos objetos solo pueden ser usados en esos mismos calabozos y no se convierten en propiedad del jugador, tal como en Four Swords.

Por medio de los variados y estrafalarios trajes, sin embargo, se puede mejorar el desempeño de las armas por encontrar en la aventura, como arcos de flechas, bombas, boomerang, hookshot y demás. Para poder crear nuevos trajes necesitas rupias y materiales que se pueden encontrar al final de cada escenario, o comprar en la plaza principal de Hytopia por precios elevados.

El juego se ve y se siente como A Link Between Worlds, pero una vez adentro y al experimentar las limitaciones extrañarás la libertad del mundo semi-abierto presente en ALBW.

Triforce_Rev_

Entre las novedades con respecto a Four Swords encontramos el poder armar una torre de tres o dos jugadores conocida como ‘tótem’, habilidad necesaria para resolver algunos puzzles de altura que se distinguen mejor con el 3D activado de la consola. Nuevamente es posible agarrar a un compañero y lanzarlo, ya sea al extremo de un barranco o hacia otro jugador para armar tótem.

En Tri Force Heroes existen diferentes maneras de jugar ya sea solo o acompañado. En el caso de no disponer de amigos con consolas o conexión a internet y querer recorrer el juego como lobo solitario, te encontrarás con la opción más tediosa, en cierta forma retadora pero también menos divertida. En esta modalidad representarás al héroe y tus otros compañeros serán un par de maniquís con los cuales podrás intercambiar cuerpos por arte de magia.

Este es el punto que más se diferencia de predecesores como Four Swords Adventures y Anniversary Edition, donde controlabas varios Link por turnos pero podías llamarlos automáticamente. En Tri Force Heroes tienes que controlar a Link (verde) y a los maniquís (azul, rojo) por ti mismo, lo cual implica cargar con ellos o desplazarlos hacia donde deseas para resolver un puzzle o derrotar un jefe de manera coordinada. Debido a esto toma más tiempo terminar un calabozo para un solo jugador, y el caso de jefes como el gusano Moldorm solo empeora las cosas, ya que necesita de una precisa coordinación cabeza-cola para ser atacado efectivamente. El juego está claramente diseñado para ser jugado por tres humanos al tiempo, y el modo solitario es una muestra de lo erróneo que resulta su implementación sin haber sido concebido de esa manera.

Claro está que si no te importa invertir un poco más de tiempo y quieres mayores retos por resolver, no hay por qué negarse la oportunidad de jugarlo solo, aunque sea muy diferente a la clásica experiencia Zelda.

Triforce_Rev_6

En el terreno multijugador por otra parte, puedes aprovechar los beneficios de jugarlo local y online. El modo local es el ideal para disfrutar al máximo Tri Force Heroes, pero también reconocemos que es el más complicado de organizar. En el caso de que tengas otros dos amigos con consolas 3DS, solo es necesario un cartucho de juego ya que por medio de la función ‘Download Play’ todos accederán a la misma partida con el total de opciones disponibles.

Si no están en la misma habitación pero disponen de conexión a internet obviamente necesitará cada uno su cartucho de Tri Force Heroes, y si el lag no se interpone la experiencia será similar solo que con una comunicación limitada sin chat de voz.

La tercera opción multijugador es el online con dos desconocidos. Incluso si estás en modo local solo con un amigo, necesitarás un tercer participante conectado para poder jugar, penoso detalle. El juego online con desconocidos puede ser una experiencia o bien interesante o bien desastrosa, gracias a problemas de conexión o jugadores con pocas habilidades. Si tenemos en cuenta que los tres Link comparten la misma barra de salud, un solo jugador puede llevar fácilmente el equipo a la derrota.

A falta de chat de voz el juego hace uso de un inteligente sistema de emojis o iconografía para permitir la comunicación entre usuarios conectados. A través de ocho imágenes en la pantalla táctil del 3DS puedes llamar la atención de tu equipo, pedirles que usen un objeto, armen un tótem, te lancen a algún punto, felicitarlos por el buen trabajo o exclamar un fabuloso “NOOO!”, que en más de una ocasión te hará reír estando solo en la habitación conectado con un par de desconocidos. Es un sistema brillante y práctico, pero no es perfecto, pues llegarán momentos en los cuales ninguno de los tres sabrá qué hacer para resolver un intrincado puzzle y faltarán las palabras.

Es difícil conseguirlo, pero cuando te encuentras en un equipo aleatorio con dos jugadores que saben lo que hacen, no se suicidan, usan los objetos y trajes sabiamente, es la mayor gloria de Tri Force Heroes fuera del multijugador local entre tres.

Triforce_Red_5

El mayor problema sin embargo puede llegar a ser una caída de conexión en plena partida. Cuando alguien sale repentinamente o se desconecta del juego, los otros dos jugadores también son expulsados sin importar el progreso hasta aquel momento. En lugar de materiales o las rupias recolectadas, recibes unas pocas como insulso premio de consolación.

Querer recorrer todo el juego en multijugador online aleatorio no es para los impacientes. Antes de comenzar una sesión de juego, tus compañeros y tú deben seleccionar un nivel de cualquiera de las regiones habilitadas en el cartucho. En caso de no haber consenso, una ruleta elegirá al azar el escenario por jugar, lo cual hace que tengas un chance de 1/3 para jugar el nivel que quieres. Si alguien más escoge el mismo que tú, obviamente aumentan las posibilidades. Pero si tu juego está avanzado y los otros jugadores no han pasado de, digamos el tercer mapa, corres una clara desventaja de quedar atascado en niveles primarios.

Además de los escenarios básicos existen cuatro retos por cada uno de los cuatro niveles en cada región, que son objetivos diferentes pero en los mismos mapas. Entre los objetivos por ejemplo está superar el nivel antes que se agote el tiempo, proteger un orbe, recorrer el mapa con menos energía o en completa oscuridad. También encontramos un multijugador competitivo en el modo coliseo, que básicamente es el clásico todos contra todos en espacios más cerrados y con barras de energía independientes, donde solo el más hábil sobrevive.

Un detalle incómodo del multijugador proviene del mismo sistema polémico de Nintendo conocido como Friend Code. Si quieres jugar con personas que conoces pero con las cuales no eres “amigo” en tu 3DS, necesitan intercambiar los códigos obligatoriamente. Ojalá el futuro Nintendo Account le ponga fin a esto.

Es curioso pensar que el desarrollador Grezzo se ha destacado anteriormente en la saga The Legend of Zelda con títulos como Ocarina of Time 3D, Four Swords Anniversary Edition y Majora’s Mask 3D, remakes y conversiones. Pero que a la hora del original Tri Force Heroes haya dejado tantos detalles al azar.

The Legend of Zelda: Tri Force Heroes no es precisamente la secuela que muchos esperaban, tampoco una historia necesaria para la compleja línea de tiempo aunque pertenezca. Es un multijugador cooperativo que brilla en el aspecto local cuando todos los elementos se conjugan, pero que en el modo online queda con algunos vacíos por corregir, aun así con sus buenas porciones de diversión y frustración. En cuanto al agotador modo solitario, una buena recomendación sería en su lugar retomar cualquier Four Swords.

Reseña hecha con una copia física de The Legend of Zelda: Tri Force Heroes brindada por Nintendo of America.

Advertisement
Haga clic para comentar

Deja tu comentario

Además no te pierdas