Conecta con nosotros

Videojuegos

Valheim – Primeras impresiones

¿Listos para embarcarse en una gran épica vikinga? Si bien todavía está en acceso anticipado, Valheim ofrece toda una aventura.

Publicado

el

No es la primera vez que lo decimos: los juegos de supervivencia están en alza. Si bien no fue el primero de su género, el éxito crítico y comercial de Minecraft durante la última década ha impulsado a que muchos estudios —la gran mayoría independientes— prueben suerte con este tipo de juegos. Mientras que algunos de estos títulos se ciñen a lo popularizado por la obra magna de Mojang, otros optan por «reinventar la rueda» de los juegos de supervivencia. AunqueValheim no cae en esta última categoría, el primer proyecto de Iron Gate AB toma elementos típicos del género y los modifica para ofrecer una experiencia muy inmersiva.

De hecho, algunos dirán que Valheim tiene más en común con un RPG de acción como Dark Souls que con un juego de supervivencia como Minecraft. Ya explicaremos el motivo.

Tras crear su avatar con unas limitadas opciones, los jugadores son guiados por los cuervos de Odín: Hugin y Munin. El protagonista es un guerrero de Midgar caído en combate, cuya alma fue rescatada por las valquirias y enviada al décimo mundo nórdico: Valheim. Este es generado proceduralmente y puede ser habitado hasta por 10 jugadores. Juegen en equipo o solitario, su objetivo será derrotar a los antiguos enemigos de Odín. A diferencia de otros títulos de supervivencia, los jugadores tienen unos claros objetivos en la forma de cinco jefes que deben ser invocados y derrotados. No menos importante, estos enemigos marcan puntos de progreso que desbloquean nuevas herramientas y posibilidades de construcción.

Con excepción de unos harapos, los jugadores comienzan la aventura completamente desarmados. Lo único que tienen a su disposición son sus manos. Por fortuna, estas son más que suficiente para recolectar madera y rocas. Estos materiales son necesarios para elaborar las herramientas básicas de supervivencia. Estas incluyen armas, tales como el cuchillo y el arco, y utensilios, tales como el arado y el martillo. Este último es el más importante, ya que posibilita construir estructuras para resguardarse y mejorar el banco de trabajo.

En Valheim, construir cualquier estructura requiere la creación previa de una fogata y un banco de trabajo. Este último actúa como el núcleo de la base de los jugadores. En la medida que consigan nuevos materiales, podrán hacer mejoras al banco y manipular nuevos materiales. Al comienzo, solo podrán hacer construcciones en madera. Sin embargo, eventualmente podrán utilizar acero y roca para hacer toda clase de estructuras.

Valheim primeras impresiones mitología nórdica odín supervivencia

Cabe señalar que los jugadores no han de preocuparse por las dolencias generalmente presentes en los juegos de supervivencia, tales como el hambre y el frío. Aunque el mantenerse bien alimentado es importante, sobre todo antes de enfrentar a los jefes, no es una obligación. En Valheim, los jugadores pueden ingerir un máximo de tres alimentos diferentes. Dependiendo de su complejidad y calidad, estos determinarán la vida y estamina máximas. Estar frío o mojado solo hace que la recuperación de dichos medidores sea más lenta. No menos importante, no hay que preocuparse por la posibilidad de que los alimentos se pudran. De esta forma, Valheim resulta mucho menos opresivo que otros títulos de supervivencia. Esto no es malo, ya que lo hace mucho más accesible a un público casual sin volverse muy sencillo.

Tal como se mencionó, el desbloqueo de construcciones va de la mano con la derrota de los jefes. Por ejemplo, derrotar a Eikthyr —el primer jefe de Valheim— permite construir una pica. Esta herramienta habilita la extracción de estaño y cobre, que pueden combinarse para hacer bronce. A su vez, esta aleación permite crear armaduras y armas más poderosas. Por supuesto, estos avances tecnológicos están pensados con la finalidad de hacer frente al siguiente jefe. Si bien la dificultad de estos enfrentamientos proviene del hecho que son esponjas de daño, los avances que desbloquean permiten manipular nuevos materiales que conllevan a nuevos hallazgos. La aventura tiene un ritmo proporcional al esfuerzo que apliquen los jugadores.

Aunque Valheim ofrece un gran volumen de contenido en su estado actual, todavía hay cosas que pueden mejorarse. Primero, el sistema de construcción podría ampliarse con opciones para manipular la altura de estructuras específicas y cambiar la posición de ciertos objetos ya construidos. Segundo, la recolección de materiales puede resultar un tanto fastidiosa por el límite de peso y la incapacidad de desechar un número específico de objetos. En cambio, los jugadores se ven obligados a expulsar todo un conjunto de materiales. Tercero, aunque es funcional, el sistema de combate no es equilibrado. Con excepción de enemigos básicos y directamente inmunes a flechas, Valheim incentiva luchar con el arco. No solo se mantiene como una de las armas más mortíferas, sino que su munición es muy fácil de producir.

Que estas pequeñas quejas no los disuadan de dar una oportunidad a Valheim. Es un juego de supervivencia con una ideal curva de dificultad y una ambientación encantadora, tanto a nivel conceptual como visual. Tan solo esperamos que Iron Gate AB siga añadiendo contenidos a esta aventura. Al fin y al cabo, más de 5 millones de vikingos ya se han unido a esta cruzada.

Primeras impresiones hechas con un código de acceso anticipado de Valheim para Steam brindado por Coffe Stain Studios.

Advertisement
Haga clic para comentar

Deja tu comentario

Además no te pierdas