Síguenos en nuestras redes

Cine y TV

Unidos – Reseña

Una película sobre la falta de magia a la que, de hecho, le hace falta algo de magia.

Publicado

en

Pixar ha puesto el listón muy alto en el mundo de las películas animadas. Desde que lanzó la primera Toy Story, en 1995, nos ha sorprendido con una gran cantidad de obras maestras. Estas no solo han demostrado el poder de la tecnología de animación por computador, sino que nos han tocado las fibras sensibles con historias emotivas y muy humanas, aunque sus protagonistas sean peces, carros o monstruos.

Pero hay un problema. Han puesto el listón tan alto que a veces ni siquiera ellos mismos son capaces de alcanzarlo. Pueden lanzar una muy buena película, pero puede pasar que no la consideremos ‘suficientemente buena para ser de Pixar’ y quedemos algo decepcionados. Eso es precisamente lo que ocurre con Unidos.

El concepto de Unidos es bastante atractivo. Este es un mundo habitado por criaturas de fantasía como elfos, hadas, unicornios y centauros, pero que evolucionó desde la acostumbrada representación medieval que se hace de estas historias. En consecuencia, la magia ha sido reemplazada por la conveniencia de la tecnología. Es un mundo moderno como el nuestro.

Los protagonistas de la historia son los hermanos Ian y Barley Lightfoot, que perdieron a su padre cuando eran muy pequeños. Ian es un chico tímido y estudioso. Barley es arriesgado, ruidoso, aficionado a la historia de la magia y a las aventuras que no le tocó vivir. En el cumpleaños número 16 de Ian, descubren que su padre les dejó un regalo: un báculo mágico con el que pueden revivirlo para que esté con ellos por un día. Lastimosamente, el hechizo sale mal y solo traen las piernas. Juntos se embarcan en una cruzada para encontrar la gema con la que podrán completar el hechizo y pasar algo de tiempo con su padre. Pero las diferencias de personalidad entre ambos y un mundo al que ya no le importa la magia se interponen en su misión.

Unidos crítica

Unidos es una divertida aventura de carretera. Los protagonistas se meten en problemas, pelean, se reconcilian y aprenden una valiosa lección sobre la familia. El problema es que, en el fondo, eso es todo lo que tiene para ofrecer. Es algo que ya hemos visto cientos de veces antes.

Una de sus principales fortalezas es la forma en que reinterpreta elementos comunes de las historias de fantasía para ponerlos en un escenario moderno. Resulta gracioso ver una taberna de aventureros convertida en un restaurante familiar y a un grupo de pixies convertidos en una banda de motociclistas, pero no lleva esas ideas suficientemente lejos. La escuela es una escuela normal, la autopista es una autopista común y corriente. Los diseños, aunque mezclan elementos modernos y medievales, no resultan especiales. En ese sentido, las películas de Shrek son mejores ejemplos de ese tipo de humor visual.

Unidos análisis

El protagonista tampoco ayuda. Ian es un cliché. Es el típico nerd debilucho al que lo asusta todo. Como era de esperarse, a lo largo de la aventura descubre que tiene habilidades especiales y se vuelve valiente. Barley resulta mucho más interesante. Es un metalero aficionado a los juegos de rol que en su mundo no son fantásticos, sino históricos. Se sugiere que está tomando un año sabático de la universidad, pero se nos presenta como un vago y una carga para su familia y comunidad. Sería mucho más interesante descubrir cómo se volvió esta clase de persona y de dónde vienen estas fascinaciones, pero no se nos dice mucho al respecto.

La relación entre estos dos personajes resulta divertida y emotiva, pero completamente basada en lugares comunes. Si han visto alguna otra película protagonizada por una ‘pareja dispareja’, se pueden imaginar con facilidad todo lo que va a pasar aquí.

Onward crítica

El final de su aventura, aunque bonito, no tiene el impacto emocional que suelen tener otras películas de Pixar sobre temas similares. Es posible que los miembros de la audiencia que hayan perdido a una figura paterna piensen diferente al respecto.

El otro gran tema de la película, sobre un mundo que ha dejado la magia atrás, también se queda a medias. No hay muchas lecciones sobre ‘el valor del pasado’. El mundo, en general, parece estar mucho mejor con tecnología que con magia. Hay personajes que se lamentan que “se haya perdido el sentido de la aventura”, pero no tienen mucho problema en regresar al ‘status quo’ cuando todo termina. Resulta irónico que una película en la que los personajes se quejan porque “ya nadie se arriesga a nada” tome tan pocos riesgos con su trama y desarrollo.

Unidos reseña

Nada de esto quiere decir que Unidos no sea una película entretenida. Tiene momentos muy graciosos y buenas escenas de acción. La persecución con los pixies por la autopista es emocionante y el ‘combate final’ es excelente. Esa pelea también tiene la mejor broma visual del filme.

Ir a ver Unidos puede ser un divertido plan familiar. Los niños serán quienes más la disfruten y los adultos, aunque no encontrarán la profundidad de otras películas animadas recientes, van a soltar algunas risas. Es definitivamente una obra menor de Pixar, pero el talento de este estudio es tan grande que incluso sus ‘peores’ películas nos pueden hacer pasar un buen rato.

Unidos
3/5 Nota
Publicidad
Comenta aquí

Deja tu comentario

Además no te pierdas