Conecta con nosotros

Videojuegos

Grim Fandango Remastered – La reseña

Manny Calavera vuelve después de 15 años a mostrarnos porque su aventura fue uno de los más grandes juegos de los 90.

Publicado

el

En la década de los 90 hubo un género que sobresalió por encima de todos, que inspiró a nuevas generaciones y que marcó el camino tanto para los desarrolladores como para muchos gamers que preferían jugar en PC; estoy hablando de las aventuras gráficas y Grim Fandango fue quizá uno de los puntos más altos de una época donde Lucas Arts creó gran cantidad de obras magistrales en este género.

Casi 15 años después Tim Schaffer y el equipo de Double Fine, los creadores originales de Grim Fandango, nos traen su edición remasterizada que además de funcionar con los nuevos sistemas operativos de computadores, también ha llegado a dos consolas de Sony: la PS Vita y la PS4

Para los que no conocían Grim Fandango vale la pena detenerse un poco para introducirles de que se trata este juego del 98:

Grim Fandango Remastered nos mete en la piel, o más bien, los huesos, de Manuel “Manny” Calavera, un «agente de viajes» (en esta historia, ser La Muerte o La Parca es un negocio) del otro mundo cuya labor es recibir a los muertos y ofrecerles paquetes de viajes de acuerdo a sus obras mientras estuvieron vivos para que viajen a su destino (sea cielo o infierno), siendo el tren número 9 la mejor opción. En su diario vivir Manny conocerá a Mercedes “Merche” Colomar, una nueva cliente  digna del mejor servicio pero a la cual le vende el paquete equivocado y lo que le causa a nuestro protagonista un sentimiento de culpa que lo llevará a buscarla por todo el otro mundo. A partir de esto (y otros sucesos) aparece toda una historia con tintes noir donde Manny descubrirá toda una conspiración en su búsqueda por recuperar a Merche en un episodio de cuatro años.

El estilo gráfico de Grim Fandango está inspirado en toda la creencia de La Santa Muerte en México y precisamente el Día de los muertos es una fecha clave en el título de Double Fine. La jugabilidad de Grim Fandango Remastered como en toda aventura gráfica se enfoca en seguir los diálogos, moverte por los escenarios y resolver puzzles que probablemente son uno de los puntos fuertes de este título. El ingenio con el que se crearon los puzzles es de aplaudir ya que hacen parte del entorno y aunque te puede costar horas (o días) descubrir cuál es la mecánica adecuada para superar una etapa del juego, el momento en que lo consigues es gratamente recompensado y le da mucho sentido a tu aventura y de cierta forma te impresiona pensar en el ingenio de los desarrolladores para inventarse ciertos puzzles.

Grim Fandango Remastered parece estar diseñada para los puristas que quisieran ver este juego tal como llegó por primera vez a las tiendas, por eso realmente no tiene grandes cambios respecto al juego original tanto en sus gráficos como en el sonido y la ambientación. Es cierto que el diseño de personajes y la dirección de arte del juego han servido para que el juego envejezca realmente bien y no se sienta tan antiguo, pero esto no es una excusa para que básicamente se haya mantenido igual salvo algunos efectos de iluminación.

Aunque el objetivo de los desarrolladores era traer Grim Fandango tal como lo recordamos, lo mínimo que esperaríamos era que se hubiesen corregido bugs que en algo más de 15 años de historia encontró la comunidad, pues esto no es así y al parecer algunos bugs de la edición original se mantienen vigentes; en mi partida en PS4 el juego se me bloqueó al realizar cierto tipo de acciones como sacar un ítem antes de empezar una pequeña cinemática, al buscar en la red encontré que ciertamente este problema también estaba presente desde la versión clásica.

grim-fandango-remastered-03

Tampoco está optimizado para detalles tan sencillos como el guardar una partida, lo cual termina convirtiéndose en un proceso muy lento donde el autosave, que sería muy útil, no está aplicado.

Claro, hay algo genial para los que apreciamos y nos encanta conocer el proceso creativo para concebir un juego, toda una sección de comentarios de Tim Schaffer y compañía sobre la creación de prácticamente cada uno de los escenarios y mecánicas del juego. Con solo apretar el botón L1 aparecerá una grabación de sonido donde el equipo de Double Fine nos cuenta cómo se concibieron los ascensores o cómo fue la idea de realizar un extraño casino.

Uno de los pocos cambios que resulta ser interesante, al menos en la edición de PS4, es que podemos manejar a Manny con los controles direccionales, a diferencia de la versión original que como todo juego de aventura de la época era point and click. Lastimosamente esta novedad se opaca debido a los planos que nos presenta el juego, que en la edición remasterizada no tienen ningún cambio. Muchas veces los planos son tan fijos que podemos perder de vista a Manny, nos queda difícil encontrar algún cuarto o simplemente bloquearnos con una pared.

Si piensas jugar este juego en español, la traducción no está nada mal y termina siendo recomendable; aunque desconozco qué voces estuvieron en la edición original y cuáles se agregaron esta vez, sí puedo decir que el doblaje de voz combina voces españolas y latinoamericanas, que le dan una bonita pluralidad al título, poco vista en los videojuegos.

Aunque las mecánicas y gráficas de Grim Fandango parecen un poco desfasadas para esta época, es un juego que vale la pena probar por su increíble narrativa, sus inteligentes puzzles y su marcado estilo gráfico. Se lamenta un poco que en la remasterización no se hayan realizado mejoras necesarias al título.

Advertisement
Haga clic para comentar

Deja tu comentario

Además no te pierdas